viernes, octubre 22, 2021

El Parc Olymique Lyonnais fue el escenario perfecto para disfrutar de la gran final del Mundial Femenil Francia 2019, el día de hoy estábamos a punto de presenciar el bicampeonato y el cuarto título de Estados Unidos o nos podríamos emocionar por primera vez al ver como hacía historia Holanda al alzar su primer título mundial.

El encuentro comenzó muy tranquilo, ambos equipos estaban tratando de buscar la oportunidad perfecta para llegar al fondo del área, al minuto 10 la jugadora de Holanda Sherida Spitse le sacan la primera amarilla del encuentro. Estados Unidos tuvo mayormente la posesión del balón y las primeras de peligro, al 28′ la portera holandesa Sari Van Veenendaal tuvo una gran reacción al atajar un disparo de volea de Julie Ertz, al 38′ Alex Morgan hizo una gran jugada que la arquera rival alcanzó a tomar el balón con su pie, 3 minutos después nuevamente Morgan dispara desde fuera del área y la arquera desvía. Holanda tuvo la oportunidad de abrir el marcador en un tiro de esquina que las defensas norteamericanas desvían en los últimos minutos del primer tiempo. A pesar de que Estados Unidos estuvo a nada de abrir el marcador, el conjunto de los países bajos fueron el rival incomodo.

La última parte comenzó con una Julie Ertz que estuvo a nada de abrir el marcador después de un tiro de esquina que las defensoras desviaron oportunamente. Estados Unidos con toda la experiencia que tiene no se despero y poco  a poco fue abriendo el campo hasta encontrar las oportunidades correctas. Al minuto 61′ se encuentra la primera jugada polémica después de un choque entre Alex Morgan y la defensora holandesa, situación que se tuvo que recurrir al VAR para que la capitana Rapinoe desde los 11 pasos marcará el primer gol del encuentro, ocho minutos después Rose Lavalle sentencia el encuentro al marcar el segundo y último gol de su selección. Las europeas no dejaron de luchar buscaron descontar en el marcador pero se veía más cercano un tercer gol de las barras y las estrellas que este posible acercamiento.

El estadio de Lyon lucio lleno, la asistencia fue de 57,900 aficionados que nunca dejaron de alentar a sus respectivas selecciones, no podíamos esperar más de una nueva edición de la Copa Mundial Femenil. Estados Unidos es bicampeona y la selección con más trofeos en su historia, cuatro de los ocho ediciones totales de este torneo han sido títulos para el cuadro de las barras y las estrellas, todos los demás torneos han quedado en Alemania con dos trofeos, Japón y Noruega han sido campeonas en una sola ocasión.

Megan Rapinoe fue nombrada la mejor jugadora del encuentro y se llevó la bota y el balón de oro, mientras Alex Morgan sólo consiguió la bota de plata ambas con 6 goles.

Banner Content

Artículos Relacionados

Programa En Vivo los martes

SÍGUENOS:

INSTAGRAM

YOUTUBE