Desde septiembre del año pasado, Sofía Huerta defiende los colores de la Selección de Estados Unidos, luego de que se pusiera la camiseta de México en categorías juveniles, específicamente para encarar la Copa Mundial Sub-20 del 2012 que se celebró en Japón. Ante esta situación, la página oficial del equipo estadounidense dedicó una nota al tema, a propósio de los amistosos entre Estados Unidos y México, del 5 y 8 de abril.

El sitio destacó que Huerta, de padre mexicano y madre estadounidense, eligió jugar para las verdes en divisiones menores por la identificación que la delantera siempre ha tenido con sus raíces aztecas. “Para ser honesta, cada vez que te pones en el campo para representar a tu país, el momento siempre es muy importante. Es importante ahora, pero también lo fue cuando lo hice por México. Tengo mucha familia allá y también sentí un gran orgullo durante ese período de mi vida”, declaró la delantera.

Foto: US Soccer

Luego de destacar en el equipo mexicano Sub-20, Huerta dejó de ser llamada al Tri Femenil, pero continúo con su carrera en su país de origen, fue así como de la Universidad de Santa Clara llegó a Chicago Red Stars de la NWSL y comenzó el camino que la llevó a tomar la decisión de elegir a Estados Unidos para defender en la categoría mayor.

Cuando Sofía Huerta comenzó a destacar en Chicago, llamó la atención del cuerpo técnico de Estados Unidos; Jill Ellis la quería en su escuadra y Huerta declaró que estaba interesada, por lo que la Federación comenzó el trámite pertinente ante la FIFA y el 14 de septiembre recibió la aprobación del cambio, esto permitió que el 15 de septiembre, Huerta debutara con la camiseta de las barras y las estrellas frente a Nueva Zelanda en un partido amistoso, así se convirtió en la primera futbolista en jugar a favor y en contra del primer equipo de Estados Unidos; asimismo, en caso de aparecer contra México sería la primera en defender a ambas naciones en un partido que las enfrenta.

“Cuando jugué para México contra Estados Unidos en 2013, ni siquiera puedo explicar cómo fue. Crecí aquí y mi objetivo era jugar para Estados Unidos, pero estaba jugando para México, y estaba orgullosa, pero también recuerdo lo mucho que quería intentar jugar aquí si alguna vez tenía la oportunidad. No tengo nada más que amor por México y estoy muy agradecida porque siempre me han apoyado y si no hubiera jugado para México y obtenido esa experiencia internacional, no sé si estaría con Estados Unidos ahora”.

Con información de US Soccer

 

Banner Content

Artículos Relacionados

Programa En Vivo los martes

SÍGUENOS:

INSTAGRAM

YOUTUBE